Proteja su dinero y su identidad

Si los delincuentes obtienen acceso a sus tarjetas ATM, de débito o de crédito, o a datos financieros de carácter personal tales como números de cuenta, contraseñas o el número de Seguro Social, pueden vaciar sus cuentas bancarias o hacer cargos en sus tarjetas de crédito. También pueden cometer un delito llamado robo de identidad, obteniendo préstamos y tarjetas de crédito, e incluso licencias de conducir, en su nombre.

Cada año hay 27 millones de víctimas del robo de identidad en los Estados Unidos. El robo de identidad puede dañar seriamente su reputación crediticia y financiera, y puede tardar años en recuperar su buen crédito y su buen nombre.

¡No deje que le suceda a usted! He aquí algunos consejos para ayudarle a evitar el fraude financiero y a proteger su identidad, sus cuentas bancarias y su dinero:

Acerca del fraude y el robo de identidad

  • El fraude de identidad se suele limitar a un intento aislado de robar dinero de una cuenta existente, como un cargo en una tarjeta de crédito robada.
  • Con el robo de identidad, el ladrón utiliza sus datos personales, como su número de Seguro Social o número de cuenta bancaria, para abrir cuentas o iniciar transacciones en su nombre. Esto puede causarle pérdidas financieras o dañar su crédito.
  • Si hay transacciones fraudulentas en su cuenta, eso no significa automáticamente que su identidad haya sido robada. Puede tratarse de un incidente aislado de robo que puede resolverse rápidamente. Para más información, póngase en contacto con su banco.

Algunas formas comunes de robo de identidad

Según la Comisión Federal del Comercio (“Federal Trade Commission” o “FTC” por sus siglas en inglés), los ladrones de identidad experimentados usan diversos métodos para robar sus datos personales, incluyendo:

  1. Búsqueda en la basura. Buscan en la basura para encontrar cuentas u otros papeles que tengan sus datos personales.
  2. Escaneado de tarjetas o “skimming”. Roban números de tarjetas de crédito/débito usando un dispositivo especial de almacenamiento mientras procesan su tarjeta.
  3. Mensajes fraudulentos o “pesca en internet” (“phishing”). Simulan ser instituciones o compañías financieras y envían spam o mensajes instantáneos para tratar de que usted revele sus datos personales.
  4. Cambio de su dirección. Desvían sus estados de cuenta a otro lugar, completando un formulario de “cambio de dirección”.
  5. Robo “a la antigua”. Roban carteras de hombre y de mujer, incluidos los estados de cuenta de tarjetas de crédito, las ofertas de crédito preaprobadas y cheques nuevos o información de impuestos. Roban datos personales de sus empleadores, o sobornan a los empleados que tienen acceso.

Si usted es víctima del robo de identidad:

  • Póngase en contacto de inmediato con su institución financiera y los emisores de la tarjeta de crédito y alértelos de la situación.
  • Póngase en contacto con una de las tres principales agencias de informes crediticios para discutir si tiene que poner una alerta de fraude en su archivo. Esto evitará que los ladrones abran una nueva cuenta en su nombre.
  • He aquí la información de contacto para la división de fraude de cada agencia de crédito:
    • Equifax 800-525-6285
    • Experian 888-397-3742
    • TransUnion 800-680-7289
  • Cierre las cuentas que hayan sido vulneradas o establecidas fraudulentamente.
  • Haga la denuncia ante las autoridades policiales para usarla como ayuda ante los acreedores que pueden pedir comprobante del delito.
  • Denuncie cualquier contacto sospechoso a la Comisión Federal del Comercio (“Federal Trade Commission”) en www.consumer.gov/idtheft o llamando al 1-877-IDTHEFT (438-4338).

Recomendaciones generales para evitar el fraude

  • Lleve con usted sólo la información necesaria. Deje su tarjeta del Seguro Social o las tarjetas de crédito que no use en su casa, en un lugar seguro.
  • Proteja su número de Seguro Social. No lo escriba en un cheque. Suminístrelo sólo si es absolutamente necesario, o pida usar otro identificador.
  • Reduzca al mínimo los estados de cuenta en papel.
  • Antes de deshacerse de ellos, triture los documentos que contengan información personal o financiera.
  • Revise su informe de crédito por lo menos una vez al año para ver si hay transacciones sospechosas o desconocidas.
  • Limite las ofertas de crédito que recibe.
  • Retire su nombre de las listas de mercadeo.
  • Nunca haga clic en los enlaces que le llegan en correos electrónicos no solicitados; teclee una dirección Web que conoce.
  • Guarde sus datos personales en un lugar seguro en su casa.

Seguridad de las tarjetas: Tarjetas ATM, de débito y de crédito

  • Si ha perdido o le han robado una tarjeta, denúncielo inmediatamente a la compañía que emitió la tarjeta.
  • Para responder rápidamente si pierde sus tarjetas o su documento de identidad, haga una tabla como la siguiente. Guarde la lista en un lugar seguro: Nunca la lleve con usted.
  • Nombre de la
    tarjeta de crédito
    Institución
    financiera
    Número de cuenta Número de servicio al
    cliente las 24 horas
  • Firme la tarjeta en el panel correspondiente, tan pronto como la reciba.
  • Proteja sus tarjetas tal como si fueran dinero – no las deje nunca fuera de su posesión o control.
  • Nunca incluya su número de tarjeta de crédito en un mensaje de correo electrónico.
  • No dé su número de tarjeta por teléfono a menos que sea usted quien ha iniciado la llamada.
  • Cuando haga compras, no se olvide de recoger su tarjeta después de cada compra.
  • No deje sus tarjetas de crédito en la guantera del automóvil. Un porcentaje alto de los robos de tarjetas de crédito son robos de las guanteras.
  • No preste sus tarjetas – de crédito, de débito o ATM – a nadie. Usted es la persona responsable de su uso. No deje que sus tarjetas de crédito sean usadas por otros, ni siquiera sus familiares y amigos.
  • Elija un número PIN que sea fácil de recordar para usted pero difícil de adivinar para otras personas. No use números ni palabras que figuren en su cartera (nombre, fecha de nacimiento, número de teléfono, etc.).
  • Nunca diga a nadie cuál es su PIN. Ninguna persona de una institución financiera, la policía, o un comerciante debería pedirle su PIN. Usted es la única persona que necesita conocerlo.
  • Cuando utilice su tarjeta de crédito, no dé información personal, excepto mostrar un documento de identificación si se lo solicita un comerciante.
  • Nunca escriba su número de identificación personal (número PIN): memorícelo. No escriba su número de cuenta y su número PIN ni lleve esa información con usted. Si le roban la cartera, alguna otra persona podría obtener acceso a su dinero.
  • Cuando teclee su número de clave personal (PIN), cubra el teclado para que nadie más pueda verlo.
  • Cuando seleccione un número PIN, evite elegir un número fácil de adivinar para otras personas, por ejemplo, su nombre, número de teléfono, fecha de nacimiento, o una combinación simple de los anteriores.
  • Antes de firmar los recibos de venta, verifique que contengan la cantidad correcta para la compra.
  • Conserve siempre copias de sus recibos de ventas y de tarjetas de crédito y los recibos de cajeros automáticos (ATM).
  • Verifique siempre el estado de cuenta para asegurarse de que las cantidades de las compras sean las correctas y que no haya cargos sospechosos. Si ve un cargo que no reconoce, póngase en contacto inmediatamente con su proveedor de servicio.
  • Ponga siempre las disputas por escrito inmediatamente al enterarse del cargo cuestionado; de lo contrario, puede ser legalmente responsable de la totalidad del monto en cuestión. Muchos proveedores de tarjetas de crédito tienen instrucciones específicas cuando se trata de notificarles de una disputa por error de facturación. Lea cuidadosamente su acuerdo de la tarjeta de crédito y los estados de cuenta para ver la información sobre los requisitos de notificación en caso de disputa. También puede ponerse en contacto con el proveedor de la tarjeta de crédito para preguntar sobre los requisitos de notificación en caso de disputa.
  • Triture o destruya sus recibos del cajero automático antes de tirarlos a la basura.
  • Mantenga las tarjetas alejadas de objetos con imanes, ya que esto podría borrar la información guardada en la tarjeta.
  • Si recibe una tarjeta de reemplazo, destruya la vieja tarjeta. Destruya las tarjetas de cuentas canceladas.
  • Compre en comercios conocidos y confiables. Asegúrese de que las compras por Internet sean seguras mediante encriptación, a fin de proteger la información de su cuenta. Busque los símbolos de “transacción segura”.

Recomendaciones de seguridad para los cajeros automáticos (ATM)

  • Cuando use un cajero automático, piense en su seguridad personal. Debido a que la mayoría de los cajeros automáticos entregan dinero y muchos aceptan depósitos, conviene mantenerse alerta y estar consciente de los alrededores dondequiera o cuandoquiera que se utilice un cajero automático. Si está solo, evite usar cajeros automáticos en lugares apartados o desolados. Utilice cajeros automáticos ubicados en el interior de bancos o supermercados, donde haya otras personas a su alrededor. Use cajeros automáticos en lugares públicos bien iluminados.
  • Sea consciente de los alrededores cuando retire fondos. Si observa algo anormal, vuelva más tarde o use otro cajero automático.
  • Si le parece que alguien ha interferido con el equipo del cajero automático, no lo use. (Esto podría querer decir que un delincuente ha colocado un “skimmer” en el cajero automático para robar sus datos financieros.) Si una persona sospechosa le ofrece ayuda para usar el cajero automático, niéguese y váyase.
  • Cuando teclee su número de clave personal (PIN), cubra el teclado para que nadie más pueda verlo.
  • Una vez que termine la transacción, no se olvide de retirar su tarjeta, el dinero y los documentos impresos, como los recibos o estados de cuenta.
  • Guarde el dinero y la tarjeta ATM antes de retirarse del cajero automático. Evite siempre mostrar el dinero. Verifique siempre que la cantidad que retiró o depositó se corresponda con la cantidad impresa en el recibo.
  • Llévese los recibos para que los posibles criminales no sepan cuánto retiró o cuánto dinero tiene en su cuenta.
  • Cuando use un cajero automático para uso desde su automóvil (“drive up” ATM), mantenga las puertas cerradas y el motor encendido.

Precauciones con el correo

Si deja de recibir correspondencia, llame inmediatamente a la oficina de correos.

  • Si cambia de dirección, avise de inmediato a la oficina de correos.
  • Obtenga una casilla postal que debe abrir con llave para retirar su correspondencia.
  • Retire rápidamente la correspondencia recibida.
  • No deje la correspondencia durante mucho tiempo en lugares visibles no protegidos (por ejemplo, en los vestíbulos de edificios de apartamentos).
  • Si se va de viaje, solicite que se detenga la entrega de correspondencia, o hágala recoger por una persona de su confianza.
  • Considere inscribirse en un servicio de pago electrónico para reducir el riesgo de robo de los cheques que envía.
  • Reduzca su riesgo de fraude postal reemplazando las cuentas, estados de cuenta y cheques con versiones electrónicas, si su empleador, banco, proveedor de servicios o comerciante ofrece ese servicio.
  • Revise sus estados de cuenta, tanto impresos como en línea, para detectar actividades sospechosas y fraude.
  • No ponga la correspondencia a enviar en el buzón de su casa. Podría ser robada. Ponga la correspondencia a enviar en un buzón seguro del Servicio de Correos de los Estados Unidos (“United States Postal Service” o “USPS” por sus siglas en inglés) o entréguelo directamente a un cartero uniformado del USPS.
  • Si utiliza las banderitas rojas que tienen algunos buzones para alertar al cartero de que tiene correspondencia a enviar, también está alertando a los posibles ladrones de que hay correspondencia saliente en el buzón.
  • Conozca los ciclos de facturación y estados de cuentas. Si deja de recibir cuentas o estados de cuenta normales, póngase en contacto inmediatamente con la compañía.
  • Use un sistema de pago electrónico de cuentas para mantener segura su información.
  • Si deja de recibir correspondencia, llame inmediatamente a la oficina de correos. Algunos criminales falsifican su firma y hacen transferir su correspondencia a otro lugar para obtener información que les permita solicitar crédito en su nombre.
  • Si se le informa de que hay una orden de transferencia de su correspondencia sin su conocimiento, vaya a la oficina de correos para revisar la firma y cancelar la orden. Pídale al correo que rastree la correspondencia transferida, que puede permanecer en el sistema de correos hasta 14 días, por lo cual quizá todavía no haya llegado a manos del criminal.

Recomendaciones de seguridad para las cuentas bancarias

  • Denuncie los cheques perdidos o robados inmediatamente.
  • Revise cuidadosamente los estados de cuenta. Pregunte sobre los cargos sospechosos.
  • Si su banco ofrece estados de cuenta en Internet, inscríbase en ese servicio. Revíselos periódicamente para detectar un fraude con mayor rapidez.
  • Limite la cantidad de información en los cheques. No escriba su número de licencia de conducir ni su número de Seguro Social en sus cheques.
  • Guarde sus cheques nuevos y cancelados en un lugar seguro. Triture los cheques cancelados cuando ya no los necesite.

Recomendaciones de seguridad para operaciones bancarias desde su teléfono celular

  • Borre frecuentemente los mensajes de texto que tienen información sobre saldos, especialmente antes de prestar, desechar o vender su aparato celular.
  • Nunca divulgue ningún dato personal (números de cuenta, contraseñas, etc.) mediante un mensaje de texto.
  • Utilice la función de bloqueo del teclado o de bloqueo del teléfono en su aparato celular cuando no lo esté usando. Estas funciones protegen su aparato mediante contraseñas, de modo que nadie más pueda usarlo o ver sus datos.
  • Guarde su aparato en un lugar seguro.
  • Si pierde su aparato celular o cambia de número de teléfono, avise cuanto antes a su banco.

Seguridad telefónica

  • No dé su número de cuenta por teléfono a menos que sea usted quien ha iniciado la llamada.
  • Cuando compre por teléfono, para maximizar la seguridad, use un teléfono con cable en lugar de uno inalámbrico.
  • Si lo llama un vendedor por teléfono (televendedor), haga preguntas. Mientras menos preguntas un televendedor pueda contestarle, menor será la probabilidad que el negocio sea legítimo. Anote el nombre, la dirección y el número de teléfono de las empresas u organizaciones que se ponen en contacto con usted. Pregunte los nombres de otros clientes que puedan contarle su experiencia con esa empresa u organización.

Seguridad en línea

  • Mantenga actualizado el sistema operativo de su computadora para asegurar el nivel más alto de protección.
  • Utilice un programa de navegación actualizado.
  • Instale un cortafuegos (firewall) personal en su computadora.
  • Instale, use y mantenga al día el software antivirus.
  • Evite descargar programas de fuentes desconocidos.
  • Nunca use su número de Seguro Social como nombre de usuario para ingresar en cuentas en Internet.
  • Nunca use el nombre de usuario también como contraseña.
  • Proteja sus contraseñas en Internet. No las escriba ni las comparta con nadie.
  • Utilice sitios Web encriptados seguros para las transacciones y las compras.
  • Desconéctese siempre de cualquier sitio web bancario, de comercio electrónico o de una tienda. Si no hay una función de desconexión, cierre el programa de navegación para evitar el acceso sin autorización a los datos de su cuenta.
  • Apague totalmente su computadora cuando no la esté usando. No la deje en el modo “dormido”.
  • No envíe por correo electrónico datos personales que identifiquen, por ejemplo números de cuenta, números de tarjeta de crédito, o números de identificación personal (números PIN). Las instituciones financieras jamás le enviarán un mensaje de correo electrónico solicitando este tipo de información.
  • Elija una tarjeta de crédito con un límite bajo para todas sus compras por Internet. Dígale a su proveedor de tarjeta de crédito que no desea que aumenten el límite de esta tarjeta sin su permiso por escrito.
  • Nunca descargue archivos ni haga clic en enlaces de correos electrónicos de gente o compañías que no conoce.

Si alguien le quiere vender algo

A menos que usted haya iniciado el contacto, nunca dé a nadie información confidencial (números de cuenta, número de Seguro Social o el apellido de soltera de su madre).

  • Tenga cuidado cuando reciba ofertas para comprar por teléfono, por correo o por Internet. Tenga especial cuidado cuando las ofertas suenen demasiado buenas para ser verdaderas. Algunas de estas ofertas pueden ser estafas ilegales que procuran aprovecharse de usted. No responda a llamadas o mensajes electrónicos que solicitan los datos de su cuenta para “darle un premio” o “verificar un estado de cuenta”.
  • Tenga cuidado con los vendedores que lo presionan, particularmente si le dicen que la venta tiene que hacerse ahora mismo.
  • Si tiene alguna duda, consulte al Better Business Bureau o al Servicio de Inspección de Correos de los Estados Unidos,

Seguridad en el hogar

  • Tenga cuidado con los desconocidos que deja entrar en su casa. No deje información delicada, tarjetas de crédito o libretas de cheques en un lugar visible.
  • Guarde sus cheques nuevos y cancelados en un lugar seguro.
  • Guarde su tarjeta de Seguro Social en un lugar seguro.
  • Fotocopie su licencia de conducir, tarjetas de crédito, registro del auto, tarjeta de Seguro Social y otros documentos de identidad, y guarde las copias en un lugar seguro.
  • Triture los documentos financieros innecesarios, los estados de cuenta bancarios viejos, facturas y ofertas preaprobadas de tarjetas de crédito que no piense usar. Si es posible, compre una trituradora y mezcle bien el papel triturado antes de tirarlo a la basura.

Vigile su actividad financiera

  • Revise sus estados de cuenta inmediatamente cuando los reciba. Si observa algún error o actividad no autorizada, notifique inmediatamente a la institución financiera.
  • Si su estado de cuenta tarda en llegar, avise a su institución financiera para averiguar el motivo.
  • Considere inscribirse en los servicios bancarios en Internet. Esto le permitirá monitorear la actividad de su cuenta en cualquier momento.
  • Nunca diga a nadie su contraseña de servicios bancarios en Internet, y cámbiela periódicamente.
  • Revise su informe de crédito al menos dos veces al año para verificar su exactitud. Si un informe muestra cuentas desconocidas con líneas de crédito altas, quizá usted haya sido víctima de robo de identidad. Lea también la sección “Averiguaciones” de sus informes. Eso te dice quién ha consultado su historial de crédito. Si un concesionario automotriz de otra zona del país ha pedido su informe de crédito, por ejemplo, quizá usted sea víctima de robo de identidad.

¿Qué es el “phishing” o “pesca” in internet?

  • Suele ser una estafa en dos partes, que involucra el correo electrónico y sitios web falsos.
    • Los estafadores, o “phishers”, envían mensajes de correo electrónico a una amplia audiencia. Los mensajes parecen provenir de una compañía de buena reputación. Esto se conoce como mensajes de “phishing”.
    • En ese mensaje hay enlaces con sitios web que imitan los sitios web de una compañía de buena reputación.
    • Los estafadores esperan convencer a las víctimas para que les entreguen datos personales, usando un lenguaje muy persuasivo, como la necesidad urgente de que usted actualice sus datos de inmediato.
    • Una vez obtenida, la información personal puede usarse para robar dinero o transferir el dinero robado a una cuenta diferente.
  • Los estafadores obtienen direcciones de correo electrónico de muchos lugares en la Web. También compran listas de correo electrónico y a veces adivinan direcciones electrónicas.
  • Generalmente, los estafadores no tienen idea de si la gente a quienes envían mensajes electrónicos son clientes bancarios o no. Esperan que un porcentaje de los mensajes de “phishing” sean recibidos por clientes.
  • Una nueva forma de correos electrónicos fraudulentos, llamados “vishing” o phishing de correo de voz, utiliza mensajes de correo electrónico que contienen números de teléfono fraudulentos en lugar de enlaces. Los recipientes de mensajes de “vishing” reciben instrucciones de llamar a este número y dar datos personales y de su cuenta. Recuérdelo: comuníquese siempre con su banco usando un número legítimo, por ejemplo, el número que figura en el reverso de su tarjeta de débito.

Recomendaciones de seguridad sobre el correo electrónico y “phishing”

  • No confíe en los mensajes electrónicos sospechosos. Nunca abra archivos adjuntos ni haga clic en los enlaces, ni responda a los mensajes electrónicos de remitentes sospechosos o desconocidos.
  • Si recibe un mensaje sospechoso que piensa es “phishing”, no responda ni dé ninguna información. Envíe el mensaje al Anti-Phishing Working Group en reportphishing@antiphishing.org. Siga también los procedimientos de denuncia de phishing establecidos por su banco.
  • Si usted responde a un mensaje electrónico de phishing con sus datos personales, póngase inmediatamente en contacto con su banco.

¿Qué es el “skimming”?

  • El skimming es una forma de fraude financiero en que los delincuentes copian la información codificada en la banda magnética de su tarjeta de crédito utilizando un dispositivo de mano llamado “skimmer”, que se parece al teclado de un cajero automático. Cada skimmer puede contener datos de cientos de tarjetas de crédito.
  • Una vez que su tarjeta ha pasado por el dispositivo, el ladrón tiene los datos necesarios para hacer una tarjeta falsificada.
  • A menudo los ladrones venden los datos a terceros. Los datos pueden descargarse a una computadora y enviarse por correo electrónico a cualquier lugar del mundo, donde pueden usarse para falsificar tarjetas de crédito.
  • Vigile atentamente sus estados de cuenta de la tarjeta de crédito y denuncie inmediatamente cualquier actividad no autorizada.

Acerca de las estafas

  • Los estafadores intentan ponerse en contacto y defraudar a las potenciales víctimas usando diversos medios. Una vez que contactan a las potenciales víctimas, usan un lenguaje y escenarios persuasivos para engañarlos.
  • Si usted se ve involucrado en una situación que corresponde a una de las siguientes descripciones, podría ser una estafa y usted debe ponerse en contacto inmediatamente con su banco.
    • Estafas relacionadas con el trabajo: Le pagan o recibe una comisión para facilitar transferencias de dinero a través de su cuenta o solicitar un trabajo que le pide que abra una nueva cuenta bancaria.
    • Estafas relacionadas con citas de parejas: Alguien que usted ha conocido a través de un sitio web o chat room de “dating” le pide que le envíe dinero por diversas razones, incluida la necesidad de cirugía urgente o de arreglar un viaje para conocerse en persona.
    • Estafas relacionadas con loterías o rifas: Usted recibe un aviso de que ha ganado una lotería en la que no ha participado, pero que debe pagar un pequeño porcentaje por impuestos u otros cargos antes de que usted pueda recibir el resto de precio.
    • Estafas por Internet: Usted recibe un cheque por algo que vendió en Internet, pero la cantidad es superior al precio de venta. Le indican que deposite el cheque pero que envíe la diferencia en efectivo.
      O
      • Usted recibe un cheque de una empresa o persona diferente de la persona que compra su artículo o producto.
      O
      • Le indican que transfiera dinero, o que reciba una transferencia de dinero cuanto antes.
    • Recuérdelo: si algo parece demasiado bueno para ser verdadero, probablemente lo sea.

    Recomendaciones para prevenir el fraude

    • No acepte pagos por más de la cantidad del servicio con la condición de que usted les envíe la diferencia.
    • No acepte cheques de personas que sólo conoce en Internet.
    • No acepte trabajos en los que le paguen o reciba una comisión por facilitar las transferencias de dinero a través de su cuenta.
    • Sospeche de las ofertas de trabajo que requieren que usted establezca una nueva cuenta bancaria.
    • Usted es el responsable final por todos los depósitos en su cuenta, tanto si es un cheque, una orden de pago, una transferencia, etc.
    • No acepte pagos por más de la cantidad del servicio con la condición de que usted les envíe la diferencia.
    • No acepte cheques de personas que sólo conoce en Internet.
    • No acepte trabajos en los que le paguen o reciba una comisión por facilitar las transferencias de dinero a través de su cuenta.
    • Sospeche de las ofertas de trabajo que requieren que usted establezca una nueva cuenta bancaria.
    • Usted es responsable por todos los depósitos en su cuenta, tanto si es un cheque, una orden de pago, una transferencia, etc.


    Recursos para aprender más

    La siguiente es una lista de sitios web útiles para obtener más información y ayuda para protegerse financieramente.

    Comisión Federal del Comercio (“Federal Trade Commission”)
    Agencia que se dedica a prevenir el fraude al consumidor
    www.ftc.gov o llame gratis al 1-877-FTC-HELP (1-877-382-4357)

    Fakechecks.org
    Sitio web patrocinado por la Asociación de Banqueros Americanos (“American Bankers Association”) y el Servicio de Correos de los Estados Unidos (“U.S. Postal Service”)
    fakechecks.org/index2.html

    ScamBusters.org
    Sitio web destinado a proteger a los consumidores contra las estafas
    www.scambusters.org/

    Departamento de Justicia de los Estados Unidos y Fraude a través de las Televentas (United States Department of Justice-Internet & Telemarketing Fraud)
    Sitio gubernamental que se concentra en la Internet y las televentas
    www.usdoj.gov/criminal/fraud/internet

    Corporación Federal de Seguros de Depósitos – No se convierta en otra víctima en Internet (“Federal Deposit Insurance Corporation” o , “FDIC” por sus siglas en inglés – Don’t Be an Online Victim)
    Información de la agencia gubernamental que regula los bancos en Estados Unidos
    www.fdic.gov/consumers/consumer/guard/index.html

    Centro de Fraudes de la Liga Nacional de Consumidores (“National Consumer’s League Fraud Center”)
    Información y recomendaciones para evitar el fraude
    www.fraud.org

    “Anti-Phishing Working Group”
    Una asociación global de las fuerzas del orden que se concentra en la eliminación del fraude y el robo de identidad
    www.antiphishing.org

    Oficina del Contralor del Sistema Bancario – Noticias para la Protección de los Consumidores (“Comptroller of the Currency” – Consumer Protection News)
    Noticias de una agencia federal dedicada a proteger al sistema bancario de los Estados Unidos
    www.occ.treas.gov/Consumer/phishing.htm

    Administración del Seguro Social en Internet – Lista para establecer Robo de Identidad (“Social Security Online” – Identity Theft Fact Sheet)
    Enlaces útiles preparados por la Administración del Seguro Social
    www.ssa.gov/pubs/idtheft.htm

    “Fight Identity Theft”
    Sitio para concientizar a la gente sobre los riesgos y presentar las medidas que los consumidores pueden tomar para protegerse a sí mismos
    www.fightidentitytheft.com/index.html

    Inspección del Servicio de Correos de los Estados Unidos – Robo de Identidad (“U.S. Postal Service Inspection” – Identity Theft)
    Colección de recomendaciones y enlaces útiles
    www.usps.com/postalinspectors/id_intro.htm