La carta de presentación

Invierta tiempo en su carta de presentación, que le ayudará a que lo noten con más rapidez.

Una vez que ha creado un gran resumé, es el momento de enfocar su atención en la carta de presentación. Ya sea que se trate de la carta en papel que envía o el cuerpo de un correo electrónico que acompaña a su resumé, una carta de presentación puede marcar la diferencia entre lograr una entrevista y ser ignorado.

Siga estos consejos para crear una carta de presentación convincente.

Hágala personal y directa
Si puede, use el nombre del gerente de contratación o de la persona que revisará su resumé en el saludo de su carta. Esto la hace más personal que simplemente usar: “A quien corresponda” o “Estimado señor o señora”.

Igualmente, mencione en el primer párrafo el puesto que está solicitando e indique cómo se enteró de él (en Internet, en un panel de trabajos, por referencia de un contacto).

Dé ejemplos específicos de su experiencia
En la carta, explique por qué es el candidato perfecto para el trabajo dando ejemplos específicos. Siéntase libre de usar algunas de las palabras y frases exactas del anuncio del trabajo. De ser posible, trate de crear una lista concisa de sus experiencias y de cómo éstas son las más adecuadas para las calificaciones que contiene el anuncio.

Despídase dando las gracias y la información para contactarle
El último párrafo de su carta de presentación debe incluir la manera más fácil para que el gerente de contratación se ponga en contacto con usted. Si lo desea, termine con un agradecimiento genuino e incluso con una petición confiada de una entrevista — como “Espero reunirme con usted — ¿podemos programar una entrevista?”.

Revise. Revise. Revise lo escrito

Haga clic en el botón de Siguiente para continuar.