¿Nuevo o usado?

Esta comparación te puede ayudar a decidir si un auto nuevo o un auto usado es lo mejor para ti.

Un primer plano del tablero de instrumentos y del volante de un auto clásico.


Autos nuevos vs. autos usados

Automóviles nuevos: pros y contras Automóviles usados: pros y contras
Negativo: precio más alto
El precio de compra de un auto es más alto cuando es nuevo.
Positivo: Precio más bajo
Los autos usados tienen un precio de venta más bajo y pueden ofrecer un valor mucho mejor. Si tú lo compras a un vendedor privado, sin intermediario en la transacción, probablemente pagues menos, pero, si el trato sale mal, el vendedor normalmente no te permitirá devolverlo.
Negativo: depreciación instantánea
La depreciación es la disminución del valor de un auto debido al desgaste que sufre a lo largo del tiempo. Casi todos los autos se deprecian. Un auto nuevo se deprecia en el mismo momento en que lo compras, un 15% o más. El valor de un auto puede bajar cientos o incluso miles de dólares inmediatamente al salir del lote del concesionario.
Positivo: Depreciación decreciente
Los vehículos usados se continúan depreciando, pero la mayor depreciación de los vehículos suele ocurrir durante los primeros 3 años.
Negativo: seguro, impuestos y cargos más altos
El seguro, los impuestos y cargos de registro de un auto son más altos cuando el auto es nuevo. Los autos usados suelen ser más baratos de asegurar.
Negativo: Tasa de interés más alta
Un préstamo para un auto usado puede tener una tasa de interés más alta que para uno nuevo. Además, los autos con más de siete años de antigüedad podrían no ser considerados para la financiación.
Positivo: Garantía
Los autos nuevos vienen con una garantía de hasta 10 años o 100,000 millas.
Negativo:Garantía limitada o sin garantía
Si lo compras a un vendedor privado, tu auto podría no tener garantía. Un concesionario puede o no ofrecerte una garantía para un auto usado.
Positivo: Las características y opciones más nuevas
Con un auto nuevo sueles tener la flexibilidad de pedir un auto con las opciones que deseas.
Más o menos: Menos opciones en las características
No puedes “pedir” un auto usado con las características y opciones que deseas, y esperar a encontrar el auto perfecto puede llevar meses. Pero con un auto usado, puedes obtener más características por tu dinero.
Positivo: Perfectas condiciones
Un auto nuevo no debería tener desgaste previo, problemas mecánicos o daños en la carrocería.
Negativo: Mantenimiento más caro
Antes de comprar un auto usado:
Revisa cuidadosamente toda la documentación de mantenimiento. Inspecciona el auto durante el día. Condúcelo en condiciones de carretera. Consulta a un servicio como Carfax para determinar si el auto ha estado en un accidente o ha sufrido otros daños. Antes de comprar, haz que un mecánico revise tu auto.

 

Nota: Una tercera opción es adquirir un vehículo “usado certificado”. Estos vehículos han sido revisados por un concesionario y vienen con garantía.

¿Estarás preparado para cuando llegue el momento de comprar un auto?

Haz clic en el botón Siguiente para averiguarlo.