Consejos para enfrentar las deudas

Si la cantidad que debe le resulta incómoda, he aquí algunos consejos útiles para reducir sus deudas.

Cómo reducir sus deudas

Instrucciones: Haga clic para obtener más información.

Solicite ayuda

  • Pida una cita con un asesor financiero en su base o puesto –la mayoría de instalaciones le ofrecen este servicio.
  • Muchas organizaciones sin fines de lucro de asesoramiento de deudas establecidas en todo el país le aconsejarán por un precio muy bajo o gratis.
  • Algunos prestamistas le recomendarán asesores de crédito. Para obtener referencias, comuníquese con un representante de servicio al cliente de su prestamista.
  • O póngase en contacto con el Servicio de Asesoramiento de Crédito al Consumidor (Consumer Credit Counseling Service) de su área. Con frecuencia, este servicio puede ayudarle a lograr un plan de pagos con sus acreedores.

 

Una joven de aspecto serio.

Investigue las opciones para los miembros del servicio militar

Investigue la legislación específica sobre militares, como la Ley de Asistencia Civil para los Miembros del Servicio Militar (Servicemembers Civil Relief Act -SCRA), para ver si usted está protegido de alguna o de todas sus obligaciones en cuanto a las deudas. Por ejemplo, usted podría tener derecho a romper el contrato de arrendamiento si usted está desplegado.
 
Contacte a la oficina del Abogado Militar General (JAG) de su base o puesto para conseguir más información sobre la SCRA.

Prepare un plan por escrito

Haga una lista de todas sus cuentas y las cantidades. Calcule cuándo puede pagar cada cuenta.

Comuníquese con sus acreedores

Comuníquese son su compañía de tarjetas de crédito para tratar de reducir la tasa o coordinar un plan de pago diferente.

Pague más que el mínimo

Pague más que el pago mínimo mensual de las tarjetas de crédito. Ahorrará muchísimo dinero en intereses y reducirá o eliminará su deuda mucho antes.

No contraiga nuevas deudas

Deje de usar sus tarjetas de crédito. Rechace las ofertas de tarjetas de crédito, consolidación de deudas y segundas hipotecas. Pida un adelanto en efectivo sólo cuando sea absolutamente necesario. Se suelen cobrar tasas de interés más altas que las que paga por las compras con la tarjeta, y las tasas se aplican de inmediato, sin un periodo de gracia de treinta días. La mayoría de los bancos también cobran un cargo por servicio que se basa en la cantidad de dinero que usted retira. Lo mismo se aplica a los “cheques” personalizados que envían algunas compañías de tarjetas de crédito.

Reduzca las tasas y los cargos y cuotas

Infórmese acerca de las cuotas anuales, tasas de interés actuales, cargos por financiamiento, cargos por adelanto en efectivo y cualesquiera otros cargos relacionados con su tarjeta. Esto puede ayudarle a decidir mejor cuál tarjeta usar y cómo administrar su crédito.
 
Transfiera saldos a las tarjetas con tasas de interés más bajas o a tarjetas que ofrecen las mismas tasas (o tasas más bajas) y también el beneficio de una tasa introductoria baja (normalmente durante seis meses).

No se desanime

La reducción de su deuda es algo difícil, pero no deje de intentar hacerlo. Es una de las cosas más importantes que puede hacer para lograr un futuro financiero mejor.

Lea más sobre señales y consejos de advertencia de deuda and cómo administrar su crédito.

Haga clic en el botón de Siguiente para continuar.